Cómo combatir el frío y sentirte mejor (de verdad)

 En Consejos

Durante los meses de invierno, cuando el frío se acentúa, se dan una serie de factores psicológicos y fisiológicos que nos afectan en mayor o menor grado. Todos sabemos que el frío disminuye las defensas de nuestro organismo. Esto se traduce de forma simplificada en una reducción de la capacidad de respuesta de nuestro cuerpo ante cualquier complicación externa.

Además, la llegada del invierno y el descenso de número de horas de luz suele traer consigo la denominada como depresión de invierno o Trastorno Afectivo Estacional. La gran mayoría de las personas reconoce sentirse afectada por este trastorno en algún momento de su vida.

Trastorno Afectivo Estacional

Imagen perteneciente a escueladelavida.com

Y ahí no queda todo.

Un último estudio realizado por el North American Journal of Medical Sciences revela que el frío aumenta también la incidencia de las enfermedades cardiovasculares. Esto se debe a que las bajas temperaturas activan nuestro sistema nervioso y aumentan la secreción de la catecolamina, hormona responsable del incremento de la frecuencia cardíaca.

Cómo combatir el frío

¿Es entonces inevitable que nos sintamos peor cuando hace frío? La respuesta es no. Vencer al frío y sentirnos mejor en invierno no es una tarea imposible y resulta más fácil de lo que pensamos. Simplemente debemos seguir una serie de pequeños consejos:

  • Reduce el consumo  de alimentos con alto contenido en grasas saturadas. Estas grasas provocan una mayor acumulación de sangre en el estómago durante la digestión, reduciendo el riego de otras partes del cuerpo.
  • Evita en la medida de lo posible los cambios bruscos de temperatura. Los cambios bruscos pueden agravar el riesgo de sufrir infartos de miocardio o anginas de pecho.
  • No te olvides de mantener en casa una temperatura de confort. En invierno se recomienda que la temperatura de su sistema de climatización no exceda nunca los 21º. Recuerda comprobar que no haya fugas en ventanas o puertas para que el calor no se escape.
  • Intenta seguir una dieta rica en vitamina D. La falta de esta vitamina aumenta el riesgo de hipertensión y diabetes. Pescados como el atún o el salmón, los huevos o la leche, entre otros, tienen esta vitamina.
  • Realiza al menos unos 30 minutos de deporte al día. Si no nos movemos la circulación se mantienen en reposo, la sangre fluye más lentamente y la temperatura de nuestro organismo es menor.

Cómo combatir el frío

Usa la calefacción de forma racional

Como comentábamos en el punto anterior, resulta muy importante mantener el confort térmico. Mantener una buena temperatura en casa o el trabajo es indispensable. Pasamos la mayor parte del día bajo techo por lo que valernos de la calefacción es recomendable.

Sin embargo, muchos comenten el error de utilizar de forma errónea. No hay que ser exagerados, mantener la temperatura entre 19 y 21 ºC es más que suficiente.

 

Publicaciones Recomendadas

Deja un Comentario